¿Qué es el 5G, y qué implica?


Ha sido la noticia de la semana. A puertas del verano de 2019, la tecnología 5G ha llegado a España, uno de los primeros países en estrenarla a nivel mundial. En este tutorial te explicaré (de manera sencilla y sin fines comerciales) qué es eso del 5G y qué implica, cómo funciona, y porqué tendrá un gran impacto en nuestro día a día.

5G Agenda para el Éxito futuro tecnología innovación
(foto: Mohamed Hassan Pixabay)

¿Qué es el 5G?

Cuando hablamos de “5G “nos referimos a la 5ª generación de la comunicación inalámbrica. Es decir, el internet que utilizan nuestros teléfonos móviles para conectarnos a la red desde cualquier sitio.

Dicho de una manera muy sencilla; la tecnología 5G posibilita una conexión a Internet muy, muy rápida. Aumentará de manera exponencial la cantidad de datos que podremos enviar y recibir en nuestros dispositivos.

¿Cómo puedo acceder a la red 5G?

Una de las grandes compañías de telefonía móvil ya ha empezado a desplegar esta tecnología en sus redes móviles.

Las primeras ciudades 5G han sido Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Málaga, Zaragoza, Bilbao, Vitoria, San Sebastián, Coruña, Vigo, Gijón, Pamplona, Logroño y Santander. De momento, la cobertura 5G que se ofrece en estas ciudades es de aproximadamente el 50%, aunque irá aumentando paulatinamente.

Si tienes un Smartphone compatible con 5G, y te suscribes a las nuevas tarifas que ya ofrece la compañía en cuestión, puedes disfrutar y navegar con 5G. En España (donde estoy actualmente), la compañía telefónica que ofrece 5G no cobra incremento de coste para pasar de la tarifa 4G a la tarifa 5G. Sí tendrás que tener en cuenta que puede haber un incremento, si necesitas cambiarte tu terminal a un teléfono móvil 5G.

Se prevé que de aquí al año 2021 se produzca el verdadero despliegue del 5G por parte de los demás operadores.

¿Qué puedo hacer con 5G?

A día de hoy (junio de 2019) hay una gran ventaja que tiene la tecnología 5G sobre la 4G. Te permitirá navegar por internet desde tú móvil a una velocidad mucho más alta que con el 4G actual, que ha sido el estándar de conexión y velocidad de datos de los últimos años. Estamos hablando de entre 10 y 20 veces más rápido que las conexiones móviles actuales.

¿Qué se podrá hacer con 5G, en el futuro próximo?

Se desarrolló esta tecnología para poder llevar la conexión de internet a todos los rincones del mundo, y así poder conectar todo tipo de objetos a la red. Como las redes de telefonía móvil serán mucho más rápidas y permitirán mucho más volumen de datos, esto permitirá que se conecten muchos más dispositivos a Internet.

Acabamos de entrar en la llamada era del Internet de las Cosas (Internet of Things, o “IoT”).

Aparte de que habrá cada vez más objetos y dispositivos conectados a internet, significa que todos estos objetos se podrán hablar entre si.

Y más importante aún; lo podrán hacer con latencia aún más baja. Por ejemplo; en música, la latencia de un teclado digital es el tiempo que pasa desde que pulsas una tecla hasta que suene el tono. Como la señal tiene que viajar desde el teclado a través del wifi hasta el procesador de tu ordenador, tardará unos milisegundos hasta que suene el sonido de la nota musical. “Latencia” viene a ser ese tiempo de retraso que hay entre la acción que realizas y el instante en el que se lleva a cabo esa acción.

Uno de los fundamentos del Internet de las Cosas es que esa latencia sea prácticamente inexistente. Lo que se busca es que todos los objetos conectados a internet puedan comunicar en tiempo real.

5G y los coches conectados

Un ejemplo muy claro son los coches autónomos. Estos coches utilizan cámaras y sensores para detectar los vehículos, señales de tráfico y personas. Mediante inteligencia artificial integrado en el software que conduce el vehículo, estos coches son capaces de circular en tráfico real, sin la necesidad de que haya una persona al volante.

De momento, solamente pueden circular por entornos urbanos que dispongan de mapas de alta resolución y por autopistas/autovías. En definitiva, en entornos en los que el tráfico y las condiciones meteorológicas estén más controlados y sean más previsibles. Pero sin duda evolucionarán rápidamente, y en pocos años estos coches sin conductor serán capaces de circular en cualquier tipo de entorno.

Estos coches conectados se comunican entre sí a través de internet. Gracias a la combinación de esa conexión a internet con el sistema de GPS, cada vehículo “sabe” dónde se encuentran todos los demás vehículos.

Imagínate dos coches aproximándose a gran velocidad a un cruce de carreteras. Cada coche emite su posición GPS al otro. Para evitar que se choquen los dos coches entre sí, esa transferencia de datos (en este caso, la posición GPS) ha de ser “instantánea”. Es decir, con latencia “nula”.

Hasta ahora, las actuales redes de telefonía móvil 4G impedía que los coches pudiesen intercambiar datos a una velocidad lo suficientemente alta. Si los dos coches estuvieran a un segundo de chocarse, y la transferencia de datos GPS fuese superior a ese tiempo, al sistema de conducción de cada vehículo no le daría tiempo reaccionar a tiempo y se produciría el choque.

La tecnología de comunicación 5G va a permitir que los coches se comuniquen entre si “en tiempo real”. Esto permitirá que se aumente exponencialmente el nivel de seguridad y la fiabilidad de estos coches autónomos.

¿Qué significa el 5G para nuestro día a día?

A medida que se vaya implementando el 5G, iremos viendo una auténtica revolución tecnológica que a su vez cambiará nuestro día a día.

Si cada vez más objetos y dispositivos pueden conectarse a internet y comunicarse entre sí, las posibilidades para nosotros como usuarios cada vez tendrán menos límites. Te pongo algunos ejemplos:

5G en nuestro hogar

Tu “nevera conectada” podrá detectar automáticamente que está a punto de acabarse la leche. A través los sensores que lleva incorporada, habrá detectado la marca de leche que bebes. Y como está asociada a la cuenta de tu supermercado online, automáticamente lanzará el pedido. A su vez esa aplicación del supermercado está conectado con tu teléfono móvil. A través del GPS sabrá cuando hayas vuelto a casa, y mandará al dron mensajero a que te entregue tu pedido de leche, en mano y en la puerta de tu casa.

Los sistemas de iluminación y de climatización de tu casa usarán la señal de GPS de tu móvil para detectar a qué hora vas a llegar a casa, de manera que cuando abras la puerta tendrás tu casa a la temperatura confort y las luces encendidas a tu gusto. Además, tu robot de cocina habrá terminado de preparar tu plato favorito justo a tiempo para que puedas cenar inmediatamente.

5G y movilidad

Podrás escuchar todas las emisoras de radio de cualquier lugar de mundo, y trabajar en tu ordenador portátil, mientras tu coche autónomo te transporta a tu trabajo o al destino que le hayas programado previamente.

Como todos los coches están conectados a internet y los destinos de cada coche son información compartida, los sistemas de navegación se ocupan de optimizar las rutas de cada vehículo, de manera que desaparecerán los atascos.

A la vez, todas las plazas de aparcamiento tendrán un sensor conectado a la red, de manera que tu coche automáticamente sabrá cuál es la plaza de aparcamiento libre más próxima a tu destino y te llevará ahí.

Podremos llevar nuestras reuniones de trabajo a un nivel superior. En vez de conectarnos a esas videoconferencias que suelen pecar de audio y conexión deficiente, la capacidad de intercambiar información va a ser exponencialmente mayor.

5G y nuestro trabajo

Actualmente, los arquitectos e ingenieros teníamos muchas limitaciones a la hora de compartir los modelos 3D de los edificios y máquinas que diseñamos, a través de una videoconferencia. Simplemente la capacidad de transferencia de datos de las redes móviles era insuficiente.

En adelante, en vez de proyectar planos en una pantalla de ordenador, los arquitectos podremos compartir esos modelos 3D con personas que están en cualquier parte del mundo, proyectándolos como hologramas tridimensionales que nos envuelvan, y que nos permitan incluso interactuar con ellos en tiempo real.

Y es que esta realidad virtual es otra de las tecnologías que podrá dar un salto gigantesco para su desarrollo. El 5G va a permitir generar esos entornos virtuales y que podremos interactuar con ellos en tiempo real, lo cual le dará mucho más realismo.

En general, nuestra relación con las máquinas va a entrar en una nueva dimensión.

Podremos operar maquinaria pesada a distancia, desde cualquier lado del mundo. Imagínate poder manipular un cable eléctrico en lo alto de una torre de alta tensión, sentado cómodamente en tu oficina y manejando un dron que realiza el trabajo a cientos de kilómetros de distancia.

O un cirujano que puede realizar una operación a corazón abierto, manejando una máquina conectada a internet desde la otra parte del mundo.

El 5G va a tener un impacto muy grande sobre la tecnología y sobre el futuro de nuestros trabajos.

Los desafíos que trae el 5G

Las posibilidades que ofrece el 5G son infinitas. La llegada del 5G significa que el futuro ya está aquí.  Gracias a ello podremos hacer grandes progresos tecnológicos que nos beneficiarán en nuestro día a día. A la vez habrá que ser consciente también que esta nueva tecnología trae consigo nuevos desafíos.

La tecnología 5G también supone un gran desafío para la seguridad y la privacidad de nuestra información personal. Con tantos objetos a nuestro alrededor recogiendo información sobre nosotros de manera continua, ¿cómo se puede garantizar que esos datos personales permanezcan a buen recaudo?

Los actuales buscadores de internet, redes sociales y comercios electrónicos ya saben casi todo de nosotros. Si a eso sumamos los fabricantes de todos los objetos conectados que tendremos en nuestras vidas (nevera, lavadora, lámpara, televisor, coche, etcétera), ¿qué nos queda de privacidad real?

Las nuevas redes de telefonía serán mucho más potentes que las actuales. Se aumentará sustancialmente el número de antenas que habrá en nuestro entorno, y lo hará el nivel de radiación que emiten. Habrá que ir viendo de cerca cuáles son los efectos sobre nuestra salud.

Yo te recomiendo que investigues por tu parte.

¿Qué es la guerra del 5G?

Actualmente hay muchas empresas compitiendo por servir la tecnología del 5G. Los grandes “players” en este campo son una compañía norteamericana y otra china.

A finales de Mayo del 2019, el gobierno de Estados Unidos incluyó a esa compañía china en la lista de empresas vetadas, alegando un “riesgo para la seguridad” para sus ciudadanos. Como consecuencia, las empresas americanas no pueden hacer negocio con dicha empresa.

Aún nos encontramos en los días iniciales del 5G. Es una tecnología en pleno desarrollo, y las empresas están compitiendo por convertir sus productos y su tecnología en el estándar de la industria 5G. Porque una vez que se establezca ese estándar, lo previsible es todo el mundo adopte la tecnología de esa empresa que “haya ganado la carrera”.

Hay quien dice que esta medida del veto se tomó para favorecer a la empresa americana en esa carrera por dominar la tecnología 5G.

Porque en el mundo de mañana todo lo que nos rodea estará conectado a internet. El móvil, el smartwatch, la televisión, el ordenador, el coche, la nevera, la lavadora, las instalaciones de climatización o electricidad, etcétera. Todos estos dispositivos y aparatos recogen y circulan tanta información personal de cada uno.

Todos nuestros datos personales circularán a través de módems, routers y antenas 5G. Sea la empresa norteamericana o la empresa china, quien gane esa carrera por el 5G, será la que verá como sus routers y antenas sean los que se implanten en todo el mundo.

Y la empresa que fabrique esos routers y antenas podría acceder a toda esa información de literalmente todo el mundo. Y quien tenga toda esa información lo sabrá todo.

Estamos ante una carrera por dominar la tecnología 5G.

Porque realmente quien domine el 5G, dominará los datos de todas las personas.

Realmente la carrera del 5G es la carrera para dominar el mundo.


Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar menú

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar